martes, 26 de marzo de 2013

Putas Asesinas- Roberto Bolaño. Una crítica.





Hace mucho tiempo que tenía ganas de empezar a leer a Roberto Bolaño, su prematura muerte (en 2003 a los 50 años) y una fama creciente de buen contador de historias, fama que se ha acrecentado durante los últimos años, han generado una poderoso efecto atracción en mí hacia su obra. El problema está en que sus libros más famosos; Los Detectives Salvajes y 2666, tienen seiscientas y más de mil cien páginas, respectivamente, y eso las convierten obligatoriamente en lecturas de vacaciones. Y cuando llegan estas pues siempre haces otras cosas y si te pones a leer, tampoco apetece empezar un tocho y con este cuento llevo ya varios años. De todas maneras, Roberto Bolaño, es un autor que siempre está entre mis candidatos a la hora de elegir libros y el otro día en una visita relámpago a la biblioteca di con la elección perfecta; Putas Asesinas, un libro de relatos de 225 páginas en el que cohabitan 13 diferentes relatos, tamaño suficiente para hacer “un tastet” y no lo suficiente largo como para cansarte del mismo (salvo que fuese indigerible, lo cual no creía que fuese el caso).

A pesar de lo dicho, nunca me han atraído demasiado los libros de relatos ya que la desigualdad entre ellos suele ser la norma habitual y los buenos tienen que ser muy brillantes para compensar la mediocridad del resto, por este motivo siempre he tenido reservas hacia este tipo de compilaciones, pero creo que en esta ocasión la elección estaba suficientemente justificada.

Y Putas Asesinas empieza con la historia del Ojo Silva, un personaje sufridor y ya te das cuenta de que Roberto Bolaño consigue cogerte de la mano y llevarte como observador a escasos metros de sus personajes sin dejarte escapar de sus historias. Seguimos con buen nivel en Gómez Palacio y Últimos Atardeceres en la tierra (en el que narra unas vacaciones en Acapulco de un hijo o su padre, o viceversa, dado que no son más que 2 extraños que coinciden temporalmente en el mismo lugar aunque por voluntad propia, sangre obliga). En Días de 1978 y Vagabundo en Francia y Bélgica baja el nivel de los mismos, narrando historias de un mismo personaje que podrían ser perfectamente autobiográficas. 

Una vez dado este respiro, continuamos con el maravilloso cuerpo central del libro: los relatos Prefiguración de Lalo Cura, Putas Asesinas, El retorno y Buba. Son 4 relatos ejemplares en el que Roberto Bolaño te sorprende, aterra, te hace reír y hace que quieras que la historia de los personajes continúe por muchas más páginas. El atractivo de estas variopintas historias que habla de protagonistas de cine porno sin ningún lustre pero tremendamente entrañables, el poder de una mujer al saber manipular la estupidez del género masculino, de  un muerto sorprendido y un necrófilo y, especialmente, de Buba, sus compañeros futbolistas, las dinámicas de equipo y la magia negra en un equipo que podría ser tranquilamente el F.C. Barcelona, es directamente proporcional a su genialidad.

Desde aquí iniciamos un leve descenso con El Dentista (desmerece a los 4 anteriores por la enorme calidad de ellos no porque este sea mediocre), Fotos y Carnet de Baile. Estos 2 últimos son a mi entender los más flojos de la recopilación, terminando con Encuentro con Enrique Lihn que nos logra dejar un buen sabor de boca para cerrar el libro.

Pueblan las páginas del libro las referencias a la nacionalidad chilena del autor y su mirada desencantada hacia este país, su estancia en México, su posterior residencia en Europa, las relaciones entre escritores y a la vez entre la literatura y la vida, un reflejo de la miseria y de la desigualdad social en el mundo como consecuencia de sus convicciones izquierdistas  Curiosamente los relatos más autobiográficos o que se centra más en escritores y poetas son los más flojos mientras que los que ahonda en otra tipología de personas tienen muchísima más fuerza y son más sorprendentes.

Una vez leído este Putas Asesinas sigo pensando lo mismo de los libros de relatos, demasiada disparidad y descompensación entre ellos, aunque el cuerpo central de este libro sea sencillamente formidable.


Roberto Bolañó en la Wikipedia



Recomendación: 
claramente para mí; ponerme en serio con la obra de Roberto Bolaño.
Alguna sugerencia sobre con qué libro empezar?.

El cuerpo central de este libro, los 4 relatos antes destacados son fabulosos.

Escribiendo esta reseña escuché a Agnes Kain, Across the Ocean GrayTambién a The House of Love, She Paints Words in Red así como tenía de fondo el Francia- España de fútbol con los insoportables forofos parlanchines de Tele 5..




6 comentarios:

  1. Muy buena crítica, aunque tu comentario sobre la disparidad en los libros de cuentos, me motiva un poco más a buscar coherencia dentro de la obra de Bolaño, en la que apenas comienzo a inmiscuirme.

    ResponderEliminar
  2. Gracias por el elogio. Estoy contigo en la necesidad de profundizar en el obra de Bolaño, de hecho tengo un par de libros suyos en cola de espera.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  3. Justo estoy entretenido con este libro, a punto de iniciar "La putas asesinas" que da nombre al libro, y por ahora, los relatos no me están enganchando como yo quisiera. Una buena narración de frases cortas, con buenas idas y venidas, pero que no consigue, para mi gusto, cerrar una historia interesante. En cualquier caso, esperaré al final del libro para ver si puedo cambiar de opinión.

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por el aporte Nicolás. Me pasa parecido con los libros de relatos, se me acostumbran a quedar escasos, lo que me encantó de este Putas Asesinas es que los que consideré mejores, los encontré excepcionales.

      Saludos.

      Eliminar
  4. Pienso todo lo contrario "Dentista" es a mi parecer el mejor cuento del libro, la melancolía, la desesperanza y el absurdo de las aspiraciones literarias donde un joven que escribe cuentos tiene que entrar a un taller de poesía porque ¡no hay otra cosa! lo hace genial, a diferencia de "Putas asesinas" que es pura verborrea pretenciosa y sin sentido.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bien argumentado Alejandra aunque evidentemente los gustos de cada uno, o las percepciones es un tema muy personal.

      Gracias por dejar tu opinión y pasarte por aquí.

      Saludos.

      Eliminar